¿La informática debe ser un objeto de estudio para todos?

En múltiples ocasiones algunos colegas se muestran indignados por la falta de una materia específica para la enseñanza de la informática, especialmente en el nivel secundario.

Muchos muestran preocupación porque los adolescentes utilizan la computadora a nivel de expertos cuando se trata de jugar, pero no dominan las herramientas de trabajo que se proponen en la escuela ni muestran interés por dominarlas. Otros plantean que es necesario que todas las personas conozcan los rudimentos básicos de la programación para entender el mundo que los rodea.

Lo que yo pienso es que es importante la reflexión sobre la informática atravesando el uso que se realiza de las diferentes herramientas; veo de suma importancia el conocimiento sobre la seguridad en las redes, sobre el funcionamiento mínimo de una computadora, sobre licencias y derechos de usuarios, pero todo ello puede aparecer perfectamente al utilizar las TIC como herramientas de trabajo en el aula. Sí me parece fundamental que estos temas estén presentes de forma explícita en el curriculum, que no se esté dependiendo de la presencia de docentes más alfabetizados digitalmente (o más geeks) sino que exista un proyecto institucional de aplicación y estudio de las TIC, y por lo tanto un especialista presente en la institución que guíe a los docentes y les brinde formación y herramientas concretas.

Los alumnos, como cualquier persona, aprenden aquello que necesitan por motivación intrínseca. ¿Qué le interesa a un chico? Jugar, comunicarse, hacer vida social. Los chicos dominan los juegos como expertos, y las redes sociales de una manera peligrosamente desprejuiciada. Para lograr que los chicos utilicen las computadoras para aprender, es necesario que exista una motivación (tal vez al principio extrínseca) que parta del uso de las tecnologías en el aula. Somos los docentes de todas las áreas los encargados de transformar las TIC en TAC y en TEP.
Se habla de TIC (Tecnologías de la Información y la Comunicación),  en educación surge el término de TAC (Tecnologías del Aprendizaje y el Conocimiento) y propongo ahora desde las ciencias sociales el de  TEP, teorías del empoderamiento y la participación.
Pienso que las herramientas se aprenden a utilizar a medida que uno las necesita. Puedo ver un martillo colgado de una pared toda mi vida, pero hasta no tener que clavar un clavo, no me voy a preguntar por dónde se sostiene, cuánto pesa, cuánta fuerza tengo que poner al golpear el clavo, y cómo sostengo el clavo sin perder ningún dedo. En la medida en que los docentes traigan la necesidad de utilizar las TIC en su forma de trabajar, utilizando ellos mismos la red para buscar, para mostrar, para evaluar, para compartir, los chicos empezarán a preguntar cómo se hace esto o aquello. Y como ya nos enseñó Vigostsky, nada mejor que el intercambio con los pares para lograr verdaderos aprendizajes significativos.

No creo que colocar la tecnología como objeto de estudio sea mala palabra. Sin embargo, utilizando una metáfora, podemos pensar que a algunas personas les interesa saber cómo funciona su auto, cómo arreglar algunos desperfectos, cómo cambiar mínimamente una rueda, y a otras les interesa sólo tener un buen seguro y olvidarse de todo lo que no sea conducir su propio auto.

A mí me fascina aprender informática, pero no me enseñaron específicamente a utilizarla, sino que aprendí sola teniendo en mi casa la Sinclair 1000 y sentándome con el manual a programar. De la misma manera, tuve muchos alumnos adultos mayores que aprendieron a utilizar los mails cuando sus hijos o nietos se fueron a vivir al exterior. Así como se aprende la gramática de una lengua con sólo vivir en una sociedad que habla ese idioma, se aprende acerca de la informática a medida que surge la necesidad de utilizarla.

Hace muchos años que afirmo que para planificar nuestras clases con tecnología, primero tenemos que pensar en qué contenido queremos dar, segundo cómo queremos enseñarlo (qué metodología el docente considera la mejor) y por último, elegir la herramienta.

Cuando nos preguntamos qué contenidos trabajar con las computadoras, nos equivocamos de enfoque (¿alguna vez alguien mirando un tenedor se preguntó qué cosa podría comer con él?). La pregunta debe ser: ¿cómo quiero formar a mis alumnos? ¿Qué herramientas serán las más apropiadas para enriquecer el trabajo en mi área? (Mayo de 2010)

Esto lo sistematiza Judi Harris en el modelo Tpack, sumamente interesante:

Modelo Tpack

 

7 thoughts on “¿La informática debe ser un objeto de estudio para todos?”

  1. Coincido con todo lo que expresás. Pero también me parece que hay un saber científico en el quehacer informático, que excede lo que podés aprender por el mero uso. Es como decir que por el solo hecho de vivir en el mundo material vas a aprender la física de Newton. La discusión está en si ese conocimiento científico forma parte del corpus mínimo de saberes que un ciudadano educado debería conocer para poder desenvolverse en nuestra sociedad. A mí me parece que sí, pero tomalo como de quien viene.
    Me permito dejarte algo que escribí al respecto. http://wp.me/p12SMo-4C

    1. Excelente!! Te imaginarás que a mí me encanta la programación y por supuesto que me gustaría que todo el mundo se asomara mínimamente al tema, pero en la escuela no hay tiempo para todo y dependiendo del chico y del docente, a veces la programación puede ser una tortura inconducente, como las matemáticas más complejas.

  2. “Así como se aprende la gramática de una lengua con sólo vivir en una sociedad que habla ese idioma, se aprende acerca de la informática a medida que surge la necesidad de utilizarla.”
    Entonces para qué se enseñan en Lengua las reglas ortográficas, los generos literarios, etc… Que se aprendan sólo cuando surge la necesidad de escribir…

    Y en Matemática? Ni hablar… Para qué aprendí trigonometría? y bxh/2? Si a lo mejor con la calculadora y la computadora me hubiera alcanzado?

    Ejemplos que surgen para comparar análogos al de Informática Iris…

    Para que a los chicos les interese la programación, por lo menos deberían ver los fundamentos básicos y armar algún programita sencillo en la escuela… Para luego poder elegir la especialidad donde van a aprender mucho más sobre el tema: Técnico en Computación o Bachiller en Informática…

    Pero si nunca vieron nada…

    (PD: y sin embargo a nadie se le ocurriría cuestionar por qué hay Matemática o Lengua, no?)

    PD2: y si es por cantidad de espacios curriculares… por qué seguir con Tecnología en Secundaria, que ya tuvieron 7 años en la Primaria? (sabiendo que además, Tecnología no tiene en cuenta que existen las computadoras, la Informática y las TIC…)

  3. Ya nadie podría discutir la transversalidad de la informática en todas las áreas. Estamos de acuerdo en eso. Pero si queda supeditada a la aplicación de herramientas en función de las necesidades, corremos un seguro riesgo de se totalmente operativos, con una mirada “técnica” y coyuntural. Informática merece una mirada “tecnológica” con reflexiones más inteligentes que instrumentales para que los chicos aprendan a aprender cómo resolver sus necesidades digitales con la mayor autonomía.
    Alguien podría pensar “bueno, se da un conocimiento de base en los primeros años y luego.. ya está”. No. No se estarían contemplando las etapas cognitivas, las zonas de desarrollo próximo de cada edad y nivel. El aprendizaje informático es un proceso que debe acompañar de una manera próxima y lógica su aplicación en el resto de las áreas de la escuela y la vida cotidiana.

  4. Muy interesante el planteo y los comentarios. En mi experiencia (soy maestra de primaria y me especialicé en informática educativa, si bien hace mucho que no ejerzo en este área), los chicos aprenden según sus intereses. De todos modos, un buen docente logra hacer atractivo o no los conocimientos que desea trasmitir.
    En la actualidad con la llegada de las netbooks a las aulas de primaria, es un gran desafío incluirlas como una herramienta más. Sin embargo tener a mano el acceso a Wikipedia o mirar videos en youtube sobre cómo se fabrican las cosas es sumamente útil. La semana pasada estuvimos mirando con mis alumnos de 2do grado cómo se fabrican las botellas de vidrio, el chicle, el plástico, etc. Realmente me pareció alucinante que los chicos pasaran de un video a otra con total autonomía. Y tal fue el enganche que tocó el timbre del recreo y nadie quería salir!!! Eso es un avance enorme y nos permite a los docentes hacer de nuestras clases algo muchísimo más atractivo!! Brindo por la irrupción de las TICs y ojalá más docentes se animen a hacer un buen uso de este recurso!!!

  5. ¡Hola! La verdad, Gustavo, Ricardo, Ana… sigo pensando que la computadora es un objeto tan especialmente atractivo, una herramienta tan necesaria, que todos los usuarios con el simple hecho de utilizarla, profundizan tarde o temprano en el conocimiento de la infinidad de conceptos vinculados a la informática. Además de discutir si se debe aprender por separado o de manera integrada, está el otro debate… qué cosas son prioritarias! Largo debate también…
    Igual adoro enseñar informática pura.

  6. Hace unos días recordé la “metáfora del auto”…
    Y pensé: hay una gran gran diferencia… se puede vivir sin el auto… se puede viajar en colectivo, tren, subte, caminar…
    Pero se puede “vivir” sin las computadoras y sin saber los conocimientos mínimos de Informática?

Leave a Reply

Your email address will not be published. Required fields are marked *